Connect with us

Opinión

Un “susto guapo” o el juicio soberano

Publicado

on

Compartir

Un “susto guapo” o el juicio soberano: Por Francisco Mayorga.- Cuando mi papá se levantaba malhumorado en la mañana, cuarenta años atrás, de madrugada, todos amaneciamos con un susto “guapo”,  mi hermano mayor se asomaba a un viejo cuarto de cachivaches y veía si la silla estaba en su burro,  la soga del viejo enrollada y colgada detrás de la puerta, las botas en su sitio y las espuelas en el gancho de arriba. Mi mamá no lo llamaba para el cafecito, sino que,  muda, se lo ponía en la mesa. Mi hermana abría todas las ventanas y recogía las cortinas. Todo en orden…

Después de cuarenta años, al pueblo le dijeron confía y confió. Hay que generar confianza…, y esperó. Durante ese tiempo observó como la Asambea Nacional Constituyente remedaba al Congreso, “pero eso es para bien de todos nosotros”, el presidente emprendía largos viajes, “pero eso es buscando los reales” y el desempleo tocaba todas las puertas, “pero todo eso va a cambiar muy pronto”.

El juicio popular está a punto de inclinar la balanza y por eso hay un “susto guapo” en la calle

Haciendo un poco de historia, las manifestaciones de los primeros meses pasaron en vano, eran quizá de aquellos que no se rinden. Y siguieron otras protestas y otras y otras…tantas que de pronto se hicieron rutinarias en los alrededores del Capitolio, de la universidad, de los liceos  o de la Plaza Bolívar de cualquier pueblo.

La Iglesia advirtió de un posible estallido social, líderes obsoletos también, pero el bla, bla, bla  de los que se ganaron ese derecho, le ganó a los malos augurios y ojalá que así sea siempre. Pero sin echármelas de profeta, anuncié sin ir más lejos de una próxima semana, los días de ballenas, trancas insoportables y protestas de todos los géneros.

Todos los gremios, cada uno por su cuenta,  amenazaron cada  semana con radicalizar su conflicto particular, tanto que mi diccionario no encontraba la palabra y me sugirió “ridiculizar”. Universitarios, siempre a la vanguardia de cualquier  movimiento justo, se pusieron en alerta, pero la UCV no salió. Los empleados de la salud finalmente entendieron que para ellos es muy difícil, los empleados públicos, jubilados y pensionados  se calmaron  y  a los estudiantes se les olvidó la canción.

Pero de pronto nuestra principal industria tomó la batuta de las manifestaciones e inesperadamente todos los demás gremios se le sumaron, patrones y sindicalistas y la propia sociedad civil tuvo voz propia para reclamar, no sólo la sumatoria de las reivindicaciones laborales, gremiales y de otro orden, sino la salida del Presidente de la República.

Lo que estaba viendo no había ocurrido jamás en Venezuela, era evidente un consenso o por lo menos una opinión mayoritaria de los venezolanos, por la salida del primer mandatario nacional. Colapsados por días consecutivos de manifestaciones se produce un fenómeno de indecisiones que mi abuela Gabriela hubiera llamado de “peloteo”: Una mayoría militar se pronuncia sobre la continuidad en el poder del Jefe de Estado y el propio General en Jefe anuncia que “el Presidente aceptó la renuncia”, pero el peloteo se hace palpable en próximas horas y el Comandante en Jefe regresa al poder. En el ínterin ocurrió una masacre y un presidente provisional juró, pero no ejerció, lo demás es cuento de caminos, ya que todo sigue igual y al pueblo no le pueden decir que marchen porque ya están en la calle y mientras tanto la gente dice, también el gobierno y la oposición, que se está cocinando algo para sacarlo. Nunca nadie fue tan querido y tan repudiado en tan corto tiempo.

Y ahora otro tipo de peloteo está en escena,  sin que la renuncia solicitada por el soberano se haya producido, quien es el culpable de la masacre, quienes tienen méritos para ser juzgados o exiliados. El juicio popular está a punto de inclinar la balanza y por eso hay un “susto guapo” en la calle, como dice mi hermano José, que es cuando uno tiene miedo, pero va pa’lante.

Y otra vez lo mismo…Yo creo que es tiempo de ver si la soga esta guindada detrás de la puerta, si la silla está en su burro y si el cafecito está sobre la mesa.

Mayorga.f@gmail.com – @mayo16

No deje de leer: Comunidad internacional no reconocerá presidenciales sin acuerdo

Comentarios de Facebook

Opinión

Se acabó lo que quedaba

Publicado

on

charreteras mancilladas - acn
Compartir
  • 1
    Share

Desde el Exilio/Se acabó lo que quedaba – saqueo total: Por José Gregorio Briceño Torrealba.-  La tiranía que oprime a Venezuela siempre alega para justificar su robo, su ineficiencia , su desastrosa gestión, que hay guerra contra ellos; son dueños y señores del 80% del aparato productivo, luego de habérselo confiscado a sus dueños y alegan guerra económica para argumentar la debacle alimentaria de nuestra gente, los servicios básicos en el abandono total y aducen guerra de saboteo a pesar de que afirmaron que las instalaciones de macro infraestructura serían militarizadas para su vigilancia , los hospitales públicos están en cierre técnico por falta de insumos, medicinas y equipos y ellos replican que son falsas las estadísticas de muerte por falta de atención, desnutrición de nuestros niños y enfermos crónicos, la matriz de información que difunden es siempre orientada a esconder, mentir, negar la realidad que le enseña los dientes a cada venezolano día a día.

La verdadera guerra es la que esos pervertidos emprendieron hace años contra los venezolanos es una guerra a muerte, sin tregua, el principal motor de ese ataque sin piedad contra los hermanos de mi tierra es el odio que esos resentidos quienes le tienen tirria, fobia , desprecio a todo lo que sea bien hecho, productivo y eficiente. Todo aquello que sea de provecho, hecho para elevar calidad de vida, generar bienestar ellos lo destruyen; simplemente lo tildan de “capitalismo salvaje” y le venden a sus seguidores que si algo está producido por una empresa privada hay que atacarla y llevarla a la quiebra o confiscarla, incautarla y “nacionalizarla” para demostrar una vez más que su teoría igualitaria se derrumba pues el comején de la corrupción sumado a la torpeza que los caracteriza los lleva al fracaso.

Una anécdota reciente que refleja el rechazo del régimen a la productividad y patentiza esta situación se dio hace pocos días en el Taller de Formación en el Área Económica, impartido por expertos de la República Popular de China a funcionarios del gobierno venezolano promovido por el régimen en alianza con los asiáticos , a los fines de intercambiar ideas, en dicho taller , el inexperto (léase ministro) en el área Agroproductiva Castro Soteldo hizo una pregunta referida a ” … cuales implementaciones han hecho en China para garantizar la eficiencia y la productividad de los distintos sectores productivos para el desarrollo” a lo cual el asesor chino le contestó : “En China el 90% son empresas privadas. El gobierno no puede hacer buen control directo a ellas. El Gobierno puede implementar un sistema de incentivos o acicate. Si las empresas privadas elevan la productividad pueden ganar más” dijo el funcionario chino. Lo cual fue una lección que se traduce en una paliza ideológica proveniente de sus aliados más exitosos en el área económica pues de aquellas teorías comunistas de hace 30 años poco queda. El evento estaba siendo transmitido en vivo por venezolana de Televisión y el funcionario quedó con el ojo gacho y luego de hacer el ridículo, se retiró del sitio.

Ni siquiera a sus asesores les oyen recomendaciones pues definitivamente no buscan bienestar para su pueblo si no castigo y dolor , y muy por el contrario van con todo demoliendo lo poco que queda en el campo venezolano, le están dando la estocada final, no les bastó con lo que hizo el intergaláctico supremo Hugo Chávez, con expropiar o robarse casi 5 millones de hectáreas productivas, para luego quebrarlas si no que las últimas medidas de confiscar el ganado y de acabar con lo único que queda de agricultura, como lo que está sucediendo con la palma aceitera en el Estado Moragas ejemplifica lo que sería el remate de este ataque criminal a la producción.

Aparte de imponerles a los ganaderos de cada Estado a través de las gobernaciones que el 70 % de la venta del ganado, debe ser vendida con carácter obligatorio a las gobernaciones, lo cual es un vulgar robo a los ganaderos del país, aparte de los cuatreros o ladrones de ganado a quienes protegen agentes de la narcotirania. Todo esto redunda en la violenta disminución de la producción, colabora con la hiperinflación, más la desinversión de la tiranía en el ya deprimido campo venezolano, en donde se han perdido los potreros, los pastos, las cercas, las maquinarias sin repuestos y tienen años trabajando a pérdida y además, les imponen la venta de la producción regulada a las gobernaciones. Sin hablar que a las carnicerías la Guardia Nacional que va a “fiscalizarlos” los matraquean con el 50% de lo que vendan.

En los años 90, los ganaderos del país abastecían el 98 % de la población Venezolana y hoy gracias a la peste del comunismo del siglo XIX apenas se está abasteciendo un 25 % y a precios inalcanzables para el común de la gente.

En el estado Monagas atacan ahora a la producción de la palma aceitera, insumo principal para la elaboración de margarina y aceites comestibles , en los asentamientos campesinos El Zamuro (adentro y afuera), La Hormiga, La Pica, Vuelta Larga del municipio Maturín y en Caripito, en Cachipo de Punceres y parte del sur del estado, siendo 9000 hectáreas cuya productividad genera 1800 empleos directos, la narcogobernadora Yelitze Santaella giró instrucciones a todas las alcabalas de detener todos los camiones cargados de dicha palma , los cuales están arrimando como siempre la cosecha a la planta de la POLAR, además de que hay ya cortadas y en el suelo con peligro a perderse, unas 200 toneladas más pues esta prohibición de arrime a la planta les genera temor a los campesinos ya que aseguran que serán perseguidos si llevan el producto a su comprador habitual. El odio y resentimiento que tiene el capo y narcotraficante internacional, que es quien imparte las órdenes, Diosdado Cabello Rondón contra las empresas POLAR llega a extremos de no importarle el sustento de cientos de campesinos que viven de la palma aceitera desde el año 1983 cuándo se comenzó a cultivar en nuestro Estado. La narcogobernadora y su amo, el capo Cabello, no disciernen que el daño no se lo están haciendo a Lorenzo Mendoza sino a esas humildes familias que ya están arruinados, esperando una caja CLAP cada cuatro meses por la maldad de la narcotirania y con estás miserables medidas los conllevarian a la muerte.

Lo insólito y burlesco es que para “conciliar” y hablar del tema invitaron a algunos productores a la Gobernación y el vocero que los recibió fue un tal Julio Castillo, que según es “constituyentista”; en el encuentro la ignorancia de su parte fue absoluta y finalmente les informó que debían pagar impuestos de ahora en adelante. A ese cretino nadie le informó que para que las gobernaciones puedan cobrar un impuesto deben aprobar primeramente una ley ante la Asamblea Nacional y en su defecto, si fuera un impuesto regional, debe aprobarlo el Consejo Legislativo Regional (este inexperto fue diputado regional también). Los argumentos baladíes y sin soporte legal de ese despreciable COPRÓFAGO profesional para impedir que arrimen las cosechas a la planta de POLAR son una muestra más del odio hacia nuestra gente, no dan descanso a sus planes de dejar a los pobres hundidos en su miseria, pues así los mantienen controlados por siempre.

Sin embargo, el acoso al campesinado, ya nervioso y agotado ante la incertidumbre no termina ya que sospechosamente el sábado 10 de Noviembre pasado apareció por las zonas productoras de palma, el hijo de la narcogobernadora (¿asesor en qué?) ofreciendo apoyo en semillas, fertilizantes, fumigación, para tranquilizar a los palmeros ofreciéndoles que a lo mejor “ellos “les comprarían la cosecha. Todos sabemos que ese asesor tiene bastante experiencia en tratos oscuros e ilícitos pues sabemos de su forzada estadía en México cuando lo apresaron en Diciembre 2013 por traficar 40 kilos de droga, así que los productores ya saben que esa gente no da nada por mejorar la calidad de vida de los campesinos si no por algún provecho poco transparente para ellos mismos.

Definitivamente cuando manda el odio a la gente y se lleva el rancho en la cabeza no hay posibilidad de progreso, tantos proyectos agroindustriales iniciados durante nuestra gestión, apalancado siempre a los productores quienes son el alma del aparato productivo tirados por la borda, nada se adelantó en las plantas ya inauguradas y mucho menos en las que tenías planes de inicio a corto plazo. Monagas y Venezuela entera tienen con que ser líderes en producción de alimentos pero la mano ladrona de la tiranía no lo permite.

Desde la cárcel del exilio hago planes para ayudar al pronto rescate de nuestro camino al desarrollo y exterminar para siempre a la peste del siglo XXI. Mis amigos del campo cuenten con la lucha y denuncia de mi parte con lo único que me queda, mi pluma y mi palabra.

José Gregorio Briceño Torrealba – “El Gato” Briceño – @josegbricenot – Instagram: @josegbricenot Facebook: José Gregorio Briceño – http://gatobriceno.blogspot.com/2018/11/se-acabo-lo-que-quedaba-saqueo-total.html

No deje de leer:

Comentarios de Facebook
Seguir Leyendo

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído