Connect with us

Internacional

La mujer que gastó US$21 millones en Harrods de Londres

Publicado

on

Compartir
  • 2
    Shares

Una nueva ley anticorrupción en Reino Unido está ayudando a revelar casos como el de Zamira Hajiyeva, una mujer de Azerbaiyán que gastó millones de dólares en joyas, propiedades y un jet privado, y que ahora debe explicar de dónde proviene su fortuna-

Harrods: Harrods es una de las tiendas más lujosas de Londres. (Bloomberg).

En un solo día llegó a gastarse USD$200.000 en Harrods, la lujosa tienda por departamentos en el oeste de Londres y que es toda una insignia de la ciudad.

Durante una década, sus compras ahí superaron los US$21 millones. Eso equivaldría a que cada día, durante diez años, se hubiese gastado más de US$5.000.

También se compró una casa cerca de la tienda, en el exclusivo barrio de Knightsbridge que costó US$11 millones y un campo de golf por valor de US$13 millones.

La mujer también tenía un jet privado, que le costó US$55 millones.

El fin del anonimato

La mujer detrás de estas compras ha sido identificada como Zamira Hajiyeva, de 55 años y originaria de Azerbaiyán.

Es la esposa de Jahangir Hajiyev, ex gerente del Banco Internacional de Azerbaiyán.

La pareja compró una casa en un exclusivo barrio de Londres.

En el 2016, Hajiyev fue condenado a 15 años de prisión tras ser hallado culpable de un fraude con el que desaparecieron millones de dólares del banco. Los jueces también le ordenaron pagar US$39 millones.

Zamira y Jahangir obtuvieron permiso para vivir en el Reino Unido gracias a una visa para inversores millonarios.

Para sus compras, Zamira utilizaba 35 tarjetas de crédito emitidas por el banco de su esposo.

Con esas tarjetas Zamira hizo compras que incluyeron joyas, relojes y perfumes por valor de US$200.000 en un solo día.

Otro día, gastó US$2.300 en la bodega de vinos.

En otra ocasión compró joyas Cartier por valor de US$130.000 y artículos de lujo para hombre por valor de US$26.000.

¿Por qué las autoridades revelaron su nombre?

Jahangir Hajiyev

Jahangir Hajiyev fue gerente del Banco Internacional de Azerbaiyán.

Zamira Hajiyeva es la primera persona a la que se le aplica una nueva normativa anticorrupción de Reino Unido.

Esta incluye una medida llamada Orden para Riquezas no Explicadas (UWO, por sus siglas en inglés), que está diseñada para perseguir a presuntos funcionarios extranjeros corruptos que posiblemente hayan lavado dinero en Reino Unido.

Así, la UWO obliga a Hajiyeva a mostrar evidencias que justifiquen su riqueza. Si no logra explicarlo, las autoridades pueden confiscar sus propiedades.

Los abogados de Hajiyeva, por su parte, han dicho que la UWO “no debe usarse para implicar que se haya cometido un delito”.

La pareja de millonarios solicitaron un permiso para apelar la UWO que pesa contra ellos.

Transparencia Internacional calcula que en Reino Unido hay US$6.000 millones en riquezas sospechosas.

Hajiyeva perdió una batalla legal para permanecer anónima, luego de que los medios argumentaran que el público debía conocer los hechos de manera completa.

Según Transparencia Internacional, en Reino Unido hay casi US$6.000 millones en riquezas sospechosas.

¿Qué dicen los acusados?

Los abogados de Hajiyeva y su esposo sostienen que ellos son inocentes y que están sufriendo una gran injusticia.

Zamira Hajiyeva afirma que su esposo obtuvo su riqueza gracias a que era un legítimo y exitoso hombre de negocios antes de convertirse en gerente del banco.

Jahangir Hajiyev también niega haber defraudado al banco y ha pedido a la Corte Europea de Derechos Humanos que intervenga en su caso.

La Agencia Nacional del Crimen británica, sin embargo, dijo ante los tribunales que Hajiyev había sido un funcionario estatal entre 1993 y 2015, con lo cual no habría podido amasar la fortuna que los investigadores han estado rastreando.

ACN/BBC Mundo

No deje de leer: Venezuela restaurará comunicación con Aruba, Curazao y Bonaire

Comentarios de Facebook

Internacional

¡Atroz! Al periodista saudí desparecido lo decapitaron vivo

Publicado

on

Decapitaron acn
Compartir
  • 2
    Shares

El periodista Jamal Khashoggi entró en el consulado de Arabia Saudí en Estambul (Turquía) el 2 de octubre y nadie volvió a verle vivo.

Una cámara de seguridad registró su entrada en la legación diplomática, según apuntan los medios turcos. Existe también un documento de audio que revelaría con toda crudeza que fue torturado y asesinado.

Según el rotativo turco Yeni Safak, de línea oficialista, a Khashoggi “le cortaron los dedos de la mano” mientras aún estaba vivo y finalmente fue “degollado”.

El mismo día de la desaparición del periodista, crítico con la monarquía saudí, voló a Estambul un grupo de 15 saudíes de los servicios secretos. La policía turca, que ya registró el consulado en busca de pruebas, también entró este miércoles en la residencia del cónsul saudí, Mohamed Al Otaibi.

Lo decapitaron vivo

El caso Khashoggi se ha convertido ya en una crisis en la que Riad, Washington y Ankara juegan sus cartas.  En el baile diplomático se alternan sonrisas ante las cámaras, refiere un reporte del diario El País de España.

El asunto amenaza con dañar la reputación del príncipe heredero Mohamed bin Salmán (MBS), hombre fuerte de la monarquía de Arabia Saudí. El comunicador social ahora no aparece ni vivo ni muerto. Todo indica que lo decapitaron en medio de los interrogatorios.

Jamal Khashoggi procede de una importante familia bien conectada dentro de la élite saudí. Ocupó importantes cargos, pero cayó en desgracia por sus críticas al príncipe heredero. Después tuvo que exiliarse en 2017. Desde entonces vivía entre Estados Unidos, donde colaboraba con The Washington Post, y Turquía, donde reside su prometida, Hatice Cengiz.

El pasado 28 de septiembre, el periodista saudí entró en el consulado de su país en Estambul. Solicitaba un certificado de estado civil, necesario para contraer matrimonio. Las autoridades consulares le trataron correctamente, pero le instaron a volver la semana siguiente, cuando tendrían listo el documento.

Las cámaras de seguridad fuera del consulado lo registran entrando a la legación diplomática. Y esa es la última prueba de Khashoggi con vida. Todo hace suponer que lo descuartizaron vivo.

También te puede interesar: Bolsonaro: El virtual presidente de Brasil que se la juró a los chavistas

Comentarios de Facebook
Seguir Leyendo

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído