Connect with us

Hombre & Mujer

“El cuento chino es que China no es un imperio” dice José Pulido

Publicado

on

Poesía y revolución - acn
Compartir
  • 3
    Shares

El escritor y periodista  José Pulido, opina que el socialismo del siglo XXI  es un error costoso;  “porque cobra víctimas en generaciones completas”.  Al  periodismo en Venezuela le falta Intelectualidad;  conciencia crítica y libertad, señala el autor de “Pelo Blanco”.

La entrevista conducida por el periodista  Jolguer Rodríguez Costa

—¿Es Venezuela un poema?

— “Por mí se va hasta la ciudad doliente, por mí se va al eterno sufrimiento, por mí se va a la gente condenada…”.  Ya sabes: La divina comedia.

—¿Qué tiene el país de oda?

—Busca algo que se le pueda elogiar sin que eso le haga daño a los inocentes.

—¿Un título?

—El desbarrancadero.

—¿Un prólogo?

—Cuando abras los ojos verás lo que te dije que ibas a ver.

—¿Un  pasaje acorde con la situación?

—“Era aquella una época en que solo los muertos podían sonreír” (Anna Ajmátova).

—¿Cómo sobrevive un poeta en esta “revolución”?

—La poesía sobrevive a todo trance, a toda muerte, a toda tragedia, porque esa es su esencia. El poeta es solo su caballo.

—¿Se sintió premiado en Italia?

—No me han dado un premio en Italia. Fue algo mejor: me invitaron a leer mi poesía siete veces en el Festival Internacional de Poesía de Génova. Fue una alegría grande y única.

—¿Se siente el tacón de la bota italiana?

—No. Se siente el corazón de Fellini; se sienten los pasos de Sofía Loren y arriba, muy arriba, el esplendor de  sus ojos.

—¿Goza usted de un exilio dorado inesperado e involuntario?

—En cualquier  lugar donde esté disfruto igual porque en todas partes hago lo mismo: escribo. Mis hijos me mantienen.

—Hablando de la “revolución”, ¿la desgracia estimula la musa?

—La desgracia, donde aparezca, estimula la búsqueda de justicia.

—¿Su musa predilecta?

—La ilusión de decir algo valioso.

—¿Qué la cercena?

—La angustiosa ignorancia.

—¿Es una oda el periodismo venezolano de hoy?

—No sé qué estaría alabando, elogiando o celebrando el periodismo venezolano. Solo las hazañas deportivas son fáciles de alabar.

—¿Qué le falta al periodismo?

—Intelectualidad, conciencia crítica y libertad.

—¿Qué le sobra?

—Valentía, solidaridad, sensibilidad.

—¿La nueva prosa del BCV?

—Galán mata billete.

—¿Extraña el instituto emisor?

—Extraño a  los amigos.

—¿Vivirá de la nostalgia el connacional?

—Es mejor vivir de la nostalgia que de la injusticia.

—¿El poeta universal?

—Rilke.

—¿El colmo de un poeta?

—Fusilar el Lorca que se lleva por dentro.

—¿El papel de los bardos en comunismo?

—El mismo que en cualquier sistema o circunstancia: decir la verdad.

—¿El cuento más cuento?

—El diente roto.

—¿El cuento que ya nadie cree?

—El mar de la felicidad.

—¿El cuento chino?

—China no es un imperio.

—¿El cuento más triste?

—La señora que vendió el Losartán para darle comida a sus nietos.

—¿Ha llorado por el país?

—No lloro, pero sufro. Solo quienes lo destruyen no sufren por el país.

—¿Un poema para el proceso?

—La poesía va por otro lado.

—¿Otro para la MUD y el Frente Amplio?

—Por otro lado va la poesía.

—¿Es un ensayo el socialismo del siglo XXI?

—Es un error costoso porque cobra victimas en generaciones completas.

—¿Qué tiene Maduro de poeta?

—Nada. Su misión no es poética.

—¿El poeta del régimen?

—No creo que el régimen tenga poetas. Solo la poesía tiene poetas.

—¿Y en la oposición?

—No creo que la oposición tenga poetas. Solo la poesía tiene poetas.

—¿El poeta referencia?

—En Venezuela Vicente Gerbasi.

—¿Una lectura oportuna para el venezolano?

—Todo lo que escribió Caupolicán Ovalles.

—¿La poesía ideológica?

—Es un suicidio. Las ideologías ignoran los derechos humanos.

—¿Imagina si también la poesía se autocensurase?

—Se convertiría en todo lo contrario de lo que debe ser.

—¿Un poeta capitalista?

—Un poeta capitalista tendría que venderse. La poesía no se vende.

—¿Cambiaría la poesía la musa de los políticos?

—Es difícil leer poesía, pero quien la lee cambia.

—¿La poesía del éxodo?

—La que habla de cosas familiares.

—¿Terminarán líricos los venezolanos?

—El venezolano es lírico por naturaleza… y lúdico.

—¿Visualiza un final épico?

—Todo final intensamente deseado tiene que ser épico.

—¿El epílogo?

—La gente cree que no le interesa la poesía. Lo mismo piensa de las matemáticas.

—¿Qué pasaría en Venezuela si fuese gobernada por una junta de poetas?

—Sería terrible porque los poetas somos intensamente civiles y detestamos los uniformes y la uniformidad.

ACN/EN/ JOLGUERR@GMAIL.COM

No deje de leer:Día Mundial para la Prevención del Suicidio: Cómo identificar a un suicida

Comentarios de Facebook

Hombre & Mujer

La Pira: Super alimento oxigenante cerebral

Publicado

on

Compartir
  • 15
    Shares

El súper alimento oxigenante cerebral que pasa desapercibido para muchos. Amaranthus venezolano, planta pira, La yerba caracas, pira o bledo; esta hierba, que ha sido subestimada desde tiempos coloniales, posee una altísimo cantidad de nutrientes.

El súper alimento oxigenante cerebral que pasa desapercibido para muchos. La planta pira forma parte del paisaje urbano de Caracas, Venezuela.

Es común caminar por las calles de Caracas y ver a la planta pira en los rincones, creciendo obstinadamente; sin que nadie la haya sembrado. Lo poco común es que los andantes sepan que es un súper alimento oxigenante cerebral.

La yerba caracas, pira o bledo son los nombres con los que se conoce popularmente en Venezuela a esta planta; de la familia de las amarantáceas, de crecimiento espontáneo durante todo el año;  según el libro ‘Caracas, pira o bledo. Guía para el cultivo’.

La palabra pira es una voz tomada del cumanagoto;  pueblo indígena perteneciente a los caribes que vivía en el centro y el oriente venezolano.

Amaranthus venezolano

Su nombre científico es amaranthus (del griego ‘que no se marchita’; ‘símbolo de la inmortalidad y deseos de salud’) y en el país suramericano prosperan las especies Amaranthus dubius, A. hybridus y A. tricolor.

Muchas veces ignorada, crece en muchas aceras caraqueñas. 

Su tallo es marrón oscuro, verde o rojizo (puede llegar a 50 centímetros de altura);  sus hojas son ovaladas y posee espigas compactas. Si bien se han descrito 70 tipos de esta planta, en Venezuela se conocen 12.

Este seudocereal, rico en vitaminas, antioxidantes y minerales;  a pesar de sus innumerables cualidades beneficiosas para la salud, después de la Conquista fue desapareciendo de la dieta básica de los venezolanos;  por ello, algunos consideran que consumirlo en la actualidad es una acto de resistencia.

Valle de sangre

La pira comenzó a cultivarse hace unos 5.000 o 7.000 años en la actual América. Según la publicación ‘Caracas, una yerba, una ciudad’; posiblemente los primeros en sembrarla fueron los mayas;  seguidos por los aztecas, los incas y los caribes, que se encontraban en el noroeste de Venezuela.

Esta planta, utilizada con “fines médicos, gastronómicos y espirituales” por los habitantes originarios;  detalla la citada publicación, fue llamada por los conquistadores bledo (del latín ‘blifus’); debido al parecido con esa especie europea.

La pira está relacionada con el paisaje urbano de la capital venezolana. 

“La yerba caracas era consumida en todo el territorio toromaima”, continúa el texto.  El cronista venezolano Freddys Hurtado cita al gobernador de la provincia de Venezuela (1576-1586), Juan de Pimentel;  quien escribió que los toromaimas eran una “tribu que vivía en las inmediaciones del Valle de Caracas”;  con el nombre propio de un pájaro llamado “toro” que en su canto parecía decir ‘mayma’, según el blog La columna de Caricuao.

La variedad de espiga roja se encontraba en la actual capital venezolana;  por lo que llamaban a esta ciudad el “lago de sangre” debido a que era ampliamente cultivada por los toromaimas.

Yerba caracas

Pimentel, en su ‘Relación geográfica’, de 1578, escribe lo siguiente: “Llámase toda esta provincia generalmente Caracas, porque los primeros cristianos que a ella vinieron con los primeros indígenas que hablaron fue de una nación llamada Caracas y esta nación de indios tomó este nombre porque en su tierra hay muchos bledos que en su lengua llaman Caracas”.

Este semicereal crece al lado de viejos muros caraqueños. 

Es posible que la contextura de los aborígenes se debiera al consumo de este súper alimento rico en fibra y proteínas, por lo que fue “sustituida o eliminada de la dieta indígena por razones políticas, militares y religiosas”, prosigue la citada publicación.

Eudaldo Useche, miembro del Centro de Pensamiento Crítico y de la Escuela de la Sociedad Justa comenta que aún no se conoce la importancia de este rubro, que era el principal cultivo del territorio que ocupaba buena parte del actual valle de Caracas.

“Los españoles acabaron con ellas”, afirma el entrevistado, explicando que generalmente era arrasada de estas tierras a través de la quema y tala.

La planta que resiste

A 526 años de la conquista y colonización en América, catalogada por algunos historiadores como genocidio, Carlina Canelo, estudiante de Agroecología en la Universidad Bolivariana de Venezuela y parte del Movimiento Agrourbano Siembra Venezuela, considera que para hablar sobre la pira es importante conocer su contexto histórico: “Es resistencia”.

“Modificaron su uso por el del trigo, los pocos que consumían eran la resistencia, los que aún cultivaban su cultura y sus tradiciones”, que fueron arrasadas por los conquistadores europeos.

“La gente cree que es ‘monte’. Eso viene desde la Colonia. Quedamos alienados culturalmente”, afirma esta joven de 25 años.

La pira es de crecimiento espontáneo. 

En Venezuela son pocos o desconocidos los intentos de cultivarla para el consumo animal y humano, a pesar de que el Estado ha tratado de incentivar su siembra en los dos últimas décadas.

¿Qué tiene la pira?

La pira posee los siguientes componentes:

  • Calcio, fósforo, hierro, magnesio, potasio, hierro, zinc, cobre, vitamina B1 o tiamina, B2 o rivoflavina, B3, A y C (mayor que la presente en la naranja).
  • Aminoácidos como la lisina, que se encuentra en la carne, el pescado, los huevos.
  • Ácido fólico.
  • Calorías, proteínas, carbohidratos, fibra y ceniza.
  • Es baja en colesterol y tiene mayor fibra que el maíz, el arroz y el trigo.

Propiedades medicinales

Jenny Vásquez es médico chamán del pueblo wayú, en la Guajira venezolana. Explica que esta hierba ancestral sirve para limpiar el aparato digestivo y que es utilizada por los indígenas para hacer un jugo nutritivo que acompañan con sus comidas.

“Hay que volver a nuestros ancestros que usaban las plantas medicinales para sanar”, afirma.

Este semicereal sirve para combatir la diarrea, las hemorragias internas, la menstruación excesiva, las úlceras en la piel, la fiebre, la irritación de garganta, los parásitos, las tos y la depresión. Además, es utilizada en la estimulación neuronal y en la oxigenación cerebral, por lo que podría mejorar la memoria y la concentración.

Nombre en otros países

  • Colombia: ataco morado.
  • México: amaranto y pigüicha.
  • Bolivia: coimi.
  • Perú: quiwicha.
  • Rusia: lebedá.

ACN/RT/Nathali Gómez

No deje de leer: ¡Los dejaron sin nada! equipo de fútbol venezolano asaltado en carretera

Comentarios de Facebook
Seguir Leyendo

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído