Connect with us

Internacional

Mujer mató a un hombre que no quiso besarla en EEUU

Publicado

el

Mató a un hombre que no quiso besarla
Compartir


Detuvieron a una mujer sin fianza en Illinois, EEUU, tras confesar que mató a un hombre de un disparo que no quiso besarla, informan medios locales.

Según la Fiscalía, el asesinato ocurrió el pasado jueves 14 de octubre en una vivienda en el condado de Cook.

La acusada identificada como Claudia Resendiz-Flores, de 28 años, aparentemente se había mudado hace poco al vecindario junto con James Jones; de 29, y su pareja.

Mientras bebían alcohol, Resendiz-Flores le pidió al hombre que la besara, pero él se negó y en cambio le pidió un beso a su novia; lo que despertó los celos de la mujer.

De inmediato, volvió a insistir que la besara y ante una nueva negativa; tomó un arma escondida entre los cojines del sofá y apuntó a James Jones.

Mató a un hombre que no quiso besarla

Se produjo un forcejeo en el que Jones intentó bajar el arma, pero la mujer acabó disparándole fatalmente en el pecho.

La novia de Jones llamó al servicio de emergencias y cuando llegaron los oficiales de policía encontraron el arma homicida.

Posteriormente Resendiz-Flores; admitió haber sido la responsable del homicidio, por lo que fue arrestada y acusada de asesinato en primer grado.

Durante una audiencia realizada el sábado 16 de octubre, el juez John F. Lyke ordenó en que Resendiz-Flores; permaneciera detenida sin fianza.

ACN/0800 Noticias

No dejes de leer: ¡Audiencia! Libertad bajo fianza fue negada a Álex Saab

Infórmate al instante únete a nuestro canal de Telegram NoticiasACN

Internacional

Corte Penal Internacional ordenó arresto del ministro de Defensa y del jefe del Estado Mayor de Rusia

Publicado

el

CPI ordenó arresto del ministro de Defensa ruso - Agencia Carabobeña de Noticia - Agencia ACN - Noticias internacional
Compartir

La Corte Penal Internacional (CPI) anunció este martes 25 de junio órdenes de arresto contra el ex ministro ruso de Defensa, Serguéi Shoigú, y el jefe del Estado Mayor, Valeri Guerásimov, por crímenes de guerra y lesa humanidad entre octubre de 2022 y marzo de 2023 durante la invasión de Ucrania.

El tribunal dijo en un comunicado que las órdenes se emitieron porque los jueces consideraron que había motivos razonables para creer que los hombres son responsables de “ataques con misiles llevados a cabo por las fuerzas armadas rusas contra la infraestructura eléctrica de Ucrania” desde el 10 de octubre de 2022 hasta al menos 9 de marzo de 2023.

“Durante este período, las fuerzas armadas rusas llevaron a cabo una gran cantidad de ataques contra numerosas plantas y subestaciones de energía eléctrica en múltiples lugares de Ucrania”, añadió el tribunal.

No hay probabilidad inmediata de que ninguno de los sospechosos sea detenido. Rusia no es miembro del tribunal global, no reconoce su jurisdicción y se niega a entregar sospechosos.

El año pasado, el tribunal también emitió una orden de arresto contra el presidente ruso Vladimir Putin, acusándolo de responsabilidad personal por los secuestros de niños de Ucrania.

Putin reemplazó a Shoigu como ministro de Defensa en una reestructuración del gabinete en mayo cuando comenzaba su quinto mandato como presidente. Nombró a Shoigu secretario del Consejo de Seguridad de Rusia, dijo el Kremlin.

La Sala de Cuestiones Preliminares de la CPI aprobó las órdenes de detención, donde se responsabiliza a ambos altos cargos del Gobierno de Rusia de crímenes de guerra por “dirigir ataques a objetivos civiles y por causar daños colaterales excesivos a civiles y objetos civiles”, así como de un crimen de lesa humanidad por “actos inhumanos” definidos en Estatuto de Roma.

CPI ordenó arresto del ministro de Defensa ruso

El fiscal de la CPI, Karim Khan, solicitó a la Sala la aprobación de estas órdenes de arresto, en las que acusa a Shoigú y Guerásimov de ser presuntos “responsables a nivel penal” de haber cometido esos actos criminales, ordenar su comisión y/o no ejercer el control adecuado sobre las fuerzas bajo su mando para evitar la comisión de esos crímenes.

“Existen motivos razonables para creer que los dos sospechosos son responsables de los ataques con misiles llevados a cabo por las fuerzas armadas rusas contra la infraestructura eléctrica ucraniana desde al menos el 10 de octubre de 2022 hasta al menos el 9 de marzo de 2023″, señalaron los tres jueces que componen la Sala de Cuestiones Preliminares.

Durante ese período, las fuerzas armadas rusas llevaron a cabo “un gran número de ataques contra numerosas plantas de energía eléctrica y subestaciones en múltiples localidades” de Ucrania.

La Sala también ve “motivos razonables” para creer que “los presuntos ataques estaban dirigidos contra objetos civiles, y que para aquellas instalaciones que podrían haber calificado como objetivos militares en el momento relevante, el daño colateral esperado a civiles y bienes civiles habría sido claramente excesivo en comparación con la ventaja militar anticipada”.

Además, denunció que “la presunta campaña de ataques constituye un curso de conducta que implica la comisión múltiple de actos contra una población civil, llevados a cabo de acuerdo con una política estatal”, lo que hace creer que los sospechosos “causaron intencionalmente un gran sufrimiento o lesiones graves al cuerpo o a la salud mental o física, siendo así responsables penalmente del crimen de lesa humanidad”.

Aunque el contenido de las órdenes se emite como “secreto” para proteger a los testigos y salvaguardar las investigaciones en curso, la Sala sí autorizó divulgar públicamente la existencia de estas órdenes de detención, así como el nombre de los sospechosos y los crímenes de los que se les acusa.

Estas dos órdenes de detención no son las primeras que emite la CPI en el contexto de la invasión rusa de Ucrania desde febrero de 2022. El pasado marzo, se ordenó el arresto de dos militares rusos, el teniente general de las Fuerzas Armadas Rusas Sergey Kobylash, y el almirante de la Armada Rusa, Viktor Sokolov.

Un año antes, la CPI ordenó el arresto del presidente ruso, Vladimir Putin, y la política rusa María Lvova-Belova, comisionada presidencial para los Derechos del Niño en Rusia, por la deportación ilegal de menores ucranianos y su traslado de zonas ocupadas en Ucrania a Rusia, un crimen de guerra según el Estatuto de Roma.

Con información de ACN / infobae

No dejes de leer: Papa Francisco confirmó canonización del beato José Gregorio Hernández

Infórmate al  instante únete a nuestro canal de Telegram NoticiasACN 

Continue Reading

Suscríbete a nuestro boletín

Publicidad

Carabobo

Publicidad

Sucesos

Facebook

Publicidad

Lo más leído