Connect with us

Sucesos

Por homicidio calificado privan a cinco funcionarios del Cicpc

Publicado

on

Por homicidio calificado privan a cinco funcionarios - acn
El Tribunal Séptimo de Control del estado Zulia dictó la medida. (Foto: Redes)
Compartir
  • 5
    Shares

Por homicidio calificado privan a cinco funcionarios del Cuerpo de investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc). Así lo informa la Fiscalía del Ministerio Público a través de un boletín de prensa.

A solicitud del Ministerio Público fueron privados de libertad los cinco detectives de la policía científica en el estado Zulia.

De acuerdo a un boletín de la Fiscalía del Ministerio Público, los privaron por su presunta responsabilidad en la muerte de Alexander Humberto Soto Caballero.

Este hecho se registró el 12 de julio del año 2018 en el municipio San Francisco, estado Zulia.

Ese día, en el barrio Limpia Norte, una comisión de la policía científica, integrada por funcionarios del Eje de Vehículos;habría irrumpido en la vivienda de Soto Caballero. Los sabuesos y le dispararon causaron la muerte en el sitio.

Los efectivos argumentaron que estaban en labores de patrullaje y que el hombre murió durante un supuesto intercambio de disparos.

En virtud de las diligencias y experticias efectuadas, el Ministerio Público pidió la orden de aprehensión contra los funcionarios.

Los identificaron como Ricardo Urdaneta, Héctor Fernández, Wilson Mercado, Jorge Bracho y Juan Manzur. Los aprehendieron  el pasado 30 de enero de 2019.

En la audiencia de presentación, la Fiscalía 45° de Zulia imputó a los detectives por los delitos de homicidio calificado, uso indebido de arma orgánica y agavillamiento.

Tras evaluar los elementos de convicción presentados, el Tribunal Séptimo de Control de la jurisdicción, dictó la medida de privación de libertad y ordenó la reclusión de Urdaneta, Fernández, Mercado, Bracho y Manzur en su comando de adscripción.

ACN/Boletín Ministerio Público

También puedes leer: ¡Qué locura! Acusan a dos niñas de 4 y 7 años por tráfico de armas

Comentarios de Facebook

Sucesos

Raspachines: El trabajo de moda de los venezolanos en Colombia

Publicado

on

Raspachines acn
Compartir
  • 9
    Shares

La migración de desesperados venezolanos que llegan a Colombia permite a los narcotraficantes contratarlos para laborar como raspachines en los sembradíos de coca.

En los cultivos ilícitos del Catatumbo, Norte de Santander, emplean a los venezolanos. Profesores, oficinistas, amas de casa e incluso menores de edad desplazaron a los raspa coca o raspachines (recolectores de hoja de coca).

Según las autoridades colombianas documentaron que en los últimos tres años el fenómeno se incrementó. Los venezolanos se ofrecen a trabajar en lo que sea y por lo que sea. Una vez que llegan a Cúcuta se desplazan a los sembradíos situados en los municipios Tibú, Sardinata y Hacarí.

Los clásicos raspa coca colombianos muestran su rechazo, pues se sienten desplazados por los hambrientos venezolanos. Aseguran que trabajan por la mitad del salario. En los últimos días agencias internacionales de noticias entrevistaron a los migrantes que muestran sus manos llenas de ampollas.

La crisis humanitaria de Venezuela convirtió a insospechados migrantes en raspa coca.  Los entrevistados admiten que jamás se imaginaron trabajar como “raspachines” en los campos del narcotráfico. Laborar para los narcotraficantes les permite llevar el sustento a sus hogares.

Raspachines como arroz

La mayor parte del dinero que ganan lo transfieren a sus familiares que sobreviven a duras penas en Venezuela. En Tibú, el alcalde Jesús Alberto Escalante admitió que la mano de obra colombiana es desplazada por estos venezolanos. En los sembradíos de coca obtienen, techo, comida y un salario menor al que perciben los colombianos.

En la actualidad cada día llega un promedio de mil migrantes a tierras del Norte de Santander. Según la Administración para el Control de Drogas (DEA), el 92% de la cocaína incautada en Estados Unidos proviene de Colombia. A muchos venezolanos les avergüenza desempeñarse en esos campos. Por ello prefieren mantener el anonimato. Lamentan que un régimen haya destruido la economía de su país y las esperanzas de los jóvenes.

Para el Sistema Integrado de Monitoreo de Cultivos Ilícitos (Simci) de las Naciones Unidas, en el Norte de Santander se cultivan 24.831 hectáreas de coca. Allí los venezolanos encontraron su chamba de moda.

También te puede interesar:

Comentarios de Facebook
Seguir Leyendo

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído