Connect with us

Hombre & Mujer

Subastado el condón más antiguo del mundo

Publicado

on

Preservativo
El preservativo mide 19 centímetros. Foto: Referencial.
Compartir
  • 6
    Shares

Los aficionados al mundo de las subastas no se limitan al momento de adquirir una pieza auténtica y extraña. Una de las compras más curiosas y también; más costosas fue la de un condón de 200 años de antigüedad.

Todo comenzó con 1 euro, ese fue el precio inicial del preservativo que mide 19 centímetros; elaborado a base de intestino de oveja. Solo las personas pudientes tenían acceso a él. Lo diseñaron desde el siglo XVIII hasta el XX. A pesar de haber sido fabricado hace doscientos años aún estaba bien conservado.

Luego de difundirse la curiosa historia de este condón. El interés de quienes participaban en la puja se aceleró. Al punto que su valor se elevó a € 600. Esta exorbitante suma la canceló un subastador de Ámsterdam, capital de Países Bajos a su vendedor, un ciudadano de origen francés.

Los expertos no le daban más de 300 euros, ese era el monto máximo que suponía al que llegaría. Sin embargo fueron los 38 participantes del evento los encargados en superar esa cifra cada vez que ofrecían dinero por él.

¿Por qué es tan extraño el preservativo?

Sus dos siglos de existencia no son su único atractivo, su sorprendente tamaño de 19 centímetros; lo hacía más curioso para quienes participaron en la subasta. En la actualidad los preservativos miden máximo 18 centímetros.

Era tan costoso que solo podían comprarlo quienes formaban parte de la realeza; pero esto cambió con el paso del tiempo, cuando comenzó a fabricarse el preservativo de caucho, se abarató su costo y muchos pudieron adquirirlo. Los condones continúan siendo el método más seguro para prevenir enfermedades por transmisión sexual.

En aquella época, los pocos que tenían acceso a este peculiar condón; debían sumergirlo en leche templada antes de utilizarlo para prevenir cualquier tipo de enfermedad. Los responsables en concretar la negociación fue la casa de subastas online más destacada de Europa, Catawiki.

ACN/Culturizando

No deje de leer: Cómo hacer para avivar el deseo sexual

Comentarios de Facebook

Hombre & Mujer

El pesebre y su leyenda

Publicado

on

Compartir
  • 4
    Shares

El Pesebre y su leyenda: Por Francisco Mayorga.- El pesebre lo inventó San Francisco de Asís, el santo de la humildad y de la pobreza;  en la Navidad de 1223, hace casi 800 años, en el pueblecito de Greccio, en Italia.

El santo estaba débil y enfermo, y pensando que tal vez aquella sería su última Navidad en la tierra;  quiso celebrarla de una manera distinta y muy especial. Un amigo de nombre Juan Velita, era dueño de un pequeño bosque en las montañas de Greccio;  y en el bosque había una gruta que a Francisco se le parecía mucho;  a la cuevita donde nació Jesús, en los campos de Belén;  y que él había conocido hacía poco en su viaje a Tierra Santa.

Francisco habló con su amigo, le contó su idea de hacer allí un “pesebre vivo”;  y juntos lo prepararon todo, en secreto, para que fuera una sorpresa;  para los habitantes del pueblo, niños y grandes.

Entre la gente del pueblo, Francisco y Juan escogieron algunas personas;  para que representaran a María, a José, y a los pastores; les hicieron prometer que no dirían nada a nadie antes de la Navidad;  y, siguiendo el relato del Evangelio de San Lucas, prepararon la escena del nacimiento. ¡Hasta consiguieron un hermoso bebé para que representara a Jesús!

La sorpresa de Navidad

La noche de Navidad, cuando todas las familias estaban reunidas en sus casas, las campanas de la iglesia empezaron a tocar solas…  ¡Tocaban y tocaban como si hubiera una celebración especial!… Pero nadie sabía qué estaba pasando… El Párroco del pueblo no había dicho que fuera a celebrar la  Misa del Gallo… la Misa de Medianoche….

Sorprendidos y asustados a la vez, todos los habitantes de Greccio salieron de sus casas para ver qué estaba sucediendo… Entonces vieron a Francisco que desde la montaña los llamaba, y les indicaba que subieran donde él estaba.

Alumbrándose con antorchas, porque la noche estaba muy oscura y hacía mucho frío, todos se dirigieron al lugar indicado, y cuando llegaron quedaron tan admirados, que cayeron de rodillas, porque estaban viendo algo que nunca habían pensado poder ver. Era como si el tiempo hubiera retrocedido muchos, muchos años, y se encontraran en Belén, celebrando la primera Navidad de la historia: María tenía a Jesús en sus brazos, y José, muy entusiasmado, conversaba con un grupo de pastores y pastoras, que no se cansaban de admirar al niño que había acabado de nacer…

Después, cuando todos se calmaron, el sacerdote, que había sido cómplice de Francisco y de Juan Velita en aquel secreto, celebró la Santa Misa, y Jesús se hizo presente en el Pan y el Vino consagrados, como pasa siempre que se celebra una Misa en cualquier lugar del mundo.

Terminada la Eucaristía, Francisco, lleno de amor y de alegría, les contó a todos los presentes, con lujo de detalles, la hermosa historia de la Navidad, y Jesús, “luz del mundo”, llenó sus corazones de paz y de amor.

Tres años más tarde, Francisco de Asís murió, dejándonos esta hermosa costumbre de hacer el pesebre todos los años, que a todos nos gusta tanto.

ACN/fm

No deje de leer:Papa Francisco a Obispos venezolanos: Gracias por resistir

Comentarios de Facebook
Seguir Leyendo

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído