Connect with us

Opinión

Saúl Jiménez: La Réplica Posible

Publicado

on

saúl-julio castillo-bandera-venezuela-acn
Compartir
  • 4
    Shares

Saúl Jiménez: La Réplica Posible Siempre se habla en nuestro país de la incertidumbre, crisis, dolor, desesperanza y pare Ud. de contar, cosas que son verdades porque la situación país no está fácil y lo vemos y vivimos todos los días cuando vamos a los barrios humildes y vemos lo difícil que se ha hecho conseguir la comida todos los días, el gas, el agua intermitente o la luz, la delincuencia situación que es innegable.

Al lado de esa realidad nos encontramos otra gran realidad que es las mujeres del barrio y muchos hombres apostando a construir el país diferente, ese que soñamos todos y no nos queremos atrever a construir, el de la inclusión, de la participación, de la integración, por eso nos conseguimos a las mujeres que fabrican zapato, sandalias, ropa, carteras, bolsos, por otro lado están otras que al lado de su pareja tienen su comercio de víveres, verduras, venta de ropa, transporte escolar y una gama de actividades económicas bastante variada que les permite producir para la subsistencia del hogar y que solicitan créditos en organizaciones como Cesap y son excelentes buenas pagas, que se esmeran por hacer las cosas cada día mejor.

No dejes de leer: Discuten Plan de la Patria 2019 – 2025 en Naguanagua

Esa gran masa de gente desean aportar a la construcción del país por eso cuando se les invita a conversatorios sobre la problemática de su parroquia van con entusiasmo a aportar ideas, soluciones, alternativas lo decimos con propiedad porque aplicamos el proyecto  La Gente Propone y se consigue ese entusiasmo por la participación con el respeto debido al otro así existan diferencias desde el punto de vista religioso o político lo cual apartan a un lado para conversar sobre el barrio y ver con objetividad la situación y las diferentes alternativas y como buscar realizar las reuniones con las alcaldías y sus funcionarios en función de las mejoras de todos sin ver los colores políticos sino la situación particular de ellos y como pueden lograr sus reinvindicaciones.

Igual actitud la conseguimos cuando vamos a promocionar cursos de capacitación para el trabajo, como se entusiasma el barrio en función de cuales cursos serán mejor o más necesarios para ellos, pero igual salen a promover y captar a los jóvenes para que participen, buscando y acondicionando el local para su adecuación, que esté aseado, funcional y luego los dirigentes vecinales o religiosos le dan seguimiento para que nadie abandono manteniendo siempre el entusiasmo para que todos lleguen al final, esa es la Venezuela en positivo que deberíamos hacer conocer para que podamos ir progresivamente de abajo hacia arriba transformando en una sociedad de alegría y donde no opere el desaliento.

En los sectores populares encontramos las grandes reservas morales de nuestro país, donde están capacitados para la construcción alternativa partiendo de los conocimientos que les va dando la vida, desde donde salen todos los días a las fábricas, manufacturas, comercios, construcciones o por cuenta propia en las urbanizaciones como obreros de la construcción, jardinería y pare Ud. de contar.

Nosotros, desde la A.C. Casa del Nuevo Pueblo – CESAP Carabobo, estamos comprometidos en mantener lo social en el centro de nuestro trabajo y con un compromiso fundamental con los más vulnerables para contribuir con su formación, capacitación y acompañamiento en salir del oscurantismo donde los han querido tener los poderosos económicos o políticos que buscan en la dependencia, sumisión y desconocimiento su caldo de cultivo para mantener el control y la hegemonía en el país,  que debería ser,  de todas y todos.

Para el próximo año continuaremos nuestro compromiso a través de los Proyectos de Capacitación para el trabajo en oficios; La Gente Propone que es la construcción del Observatorio de Políticas Públicas Municipales; el acompañamiento social en los sectores populares; Formación y organización a los Emprendedores y el programa estrella que es el Apoyo a las Unidades de Gestión Económica (AUGE) servicio financiero con el  fin de aumentar los ingresos y mejorar el empleo de los sectores populares como un apalancamiento para que se fortalezcan y estabilicen su negocio o empresa. “Juntos cambiamos vida para construir nuevos caminos”.

sajidb47@yahoo.com.ar

Comentarios de Facebook
Continue Reading
Publicidad

Opinión

CPI, colapso y geopolítica

Publicado

on

CPI, colapso y geopolìtica - acn
Compartir
  • 3
    Shares

CPI, Colapso y geopolítica: Por Leopoldo Puchi.- Venezuela atraviesa por serios problemas internos, en particular de naturaleza económica y social, que se expresan en el descenso de la producción nacional, hiperinflación y empobrecimiento de las condiciones de vida de la población. A ello se le añade una alta conflictividad política y el deterioro del marco institucional.

A esta crítica situación se le suman las tensiones de orden internacional que aparecieron en el momento en que Venezuela decidió separarse del dispositivo geopolítico del que había hecho parte. Por esta razón, ahora se encuentra en el ojo de un huracán de tensiones en el que participan gobiernos de varios países.

Algunos sectores de los centros de poder occidental consideran que pudiera aceptarse esa decisión de Venezuela o que, en todo caso, se tendrían que encontrar fórmulas de convivencia a pesar de la decisión tomada, mientras que otros factores estiman que hay que reinsertar al país en su órbita tradicional por cualquier medio. A los unos se les ha denominado “diplomáticos” y a los otros “militaristas”.

Quienes han recurrido a la Corte Penal Internacional para obtener una decisión que implique una condena hacen parte de las corrientes llamadas “militaristas”, partidarias de acciones de fuerza para alcanzar el objetivo propuesto, puesto que una sentencia condenatoria solo pudiera ejecutarse si se recurre al uso de la violencia física. Se degradaría así la CPI a un rol de validación de una intervención extranjera. En la misma línea de las corrientes “militaristas” se inscribe lo planteado por William Brownfield, quien ha sugerido la opción de precipitar al país en un colapso absoluto “aunque ello produzca un periodo de sufrimiento”.

Un efecto negativo de esta visión es que induce a la oposición a la espera de una intervención, que se considera vendría inevitablemente por el colapso o vía decisión de la CPI. Algo semejante ocurrió con el llamado a la abstención del 20 mayo, que fue inducido desde varios países de la Unión Europea y el Grupo de Lima.

Ahora bien, desde las corrientes “diplomáticas” también hay nuevas iniciativas. Llega la noticia de que el gobierno español ha decidido propiciar la búsqueda de acuerdos. Se trataría de la promoción del “diálogo político y de cómo abrir cauces de colaboración”, ha indicado Josep Borrell.

Con anterioridad se había conocido la iniciativa del Departamento de Estado de enviar una delegación de alto nivel para sostener reuniones en Venezuela, pero fueron suspendidas en el último momento por las contradicciones entre los diferentes grupos que conforman la administración estadounidense. Del mismo modo, la visita a Venezuela del senador Bob Corker puede entenderse como un esfuerzo en la misma dirección.

Aunque son diferentes entre sí, estas iniciativas responden a una visión “diplomática”. La inclinación definitiva de Donald Trump no se conoce, pero sin duda se sabrá luego de las elecciones de noviembre. Veremos si es colapso, CPI o acuerdos pacíficos.

No deje de leer: !Dantesco! A martillazos masacraron a cuatro niños en Caracas

Comentarios de Facebook
Seguir Leyendo

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído