Connect with us

Opinión

“No seas inmoral Rafael Ramírez, tu también eres culpable”

Publicado

on

OEA
Compartir
  • 7
    Shares

Robert Alvarado.- 

Veraz…: No seas  inmoral Rafael Ramírez (@RRamirezVE), tú también eres culpable: Cada vez que escucho la canción de José Luis Rodríguez “culpable soy yo” (https://www.youtube.com/watch?v=Te51928gM1w) se la dedico aquellos que no quieren reconocer sus errores, caso al ex presidente de PDVSA, Rafael Ramírez, “el rojo rojito”. En un medio digital me encontré “Los ojos de los enterrados” (https://www.aporrea.org/actualidad/a257496.html), después de leer esa confesión de culpa no dudo que haga falta un paredón de fusilamiento al estilo del Che Guevara (https://www.youtube.com/watch?v=VC8fW1xu0Ks), en su ausencia hay que buscar a todas estas ratas donde quiera que se escondan y hacerlos pagar, no solo son ratas sino ladrones y asesinos, no se salvan del castigo divino.

En ese escrito Rafael Ramírez dice que Hugo Chávez surge en la intentona del 4 de Febrero de 1992, y luego de la prisión y de recorrer al país, de un extremo al otro, asume el poder por la vía electoral, pacífica. Un detalle, no reconoce que su líder era un golpista y no lo reconoce porque él, al igual que todos ellos, son unos inmorales, se llena la boca de halagos o petulancias: “…Yo estuve al frente de ella por diez años, doce como Ministro de Petróleo de Chávez, lo reivindico, me siento orgulloso, hicimos lo que teníamos que hacer, lo volveríamos a hacer, más rápido, más contundente. Creíamos que tendríamos más tiempo con Chávez, nadie imaginó un fin tan prematuro de su vida. Algún día sabremos con exactitud…” Para empezar, fuiste el responsable inicial de la crisis eléctrica en Venezuela porque el sector eléctrico estaba bajo tu mando en el 2010.

Reconocer los errores después que lo sacaron del carro, como se dicen en el argot de los malandros en los penales del país, es decir, hacer un acto de contrición después de quedar fuera es un acto de cinismo como a los que nos acostumbró estando al frente de la estatal petrolera. Eres una muestra indeleble de la revolución, tú y Chávez fueron los arquitectos de esta tragedia. Al respecto, un forista dice algo que muchos venezolanos no decimos por temor, le dice al hoy contrito sus verdades usando aquella analogía de cuando el barco se hunde las ratas son las primeras en buscar salvarse: “…las ratas fueron parte no deseada de la tripulación y, desde entonces, pudo observarse que cada vez que un navío se hundía o comenzaba a hacerlo, ese tipo de roedores huía presurosamente intentando salvar el pellejo. Este forajido vaticina que se aproxima una adversidad en el régimen nefasto y por ser una persona temerosa, de baja moral que hizo un gran daño a la patria ahora trata de abandonar su lugar, evitando así quedar expuesto o sufrir las consecuencias del naufragio rojo…”.

Viendo que el gobierno está perdido y que cada día se parece más a un barco que naufraga torpe e irremediablemente, no parecería ilógico que quienes se han empeñado en apoyarlo hoy quieran tomar distancia para que no les salpique tan feo, y en la cara, el desastre, cuando esta situación llegue a su final. Eso es lo que busca Rafael Ramírez, como aún pretende Luisa Ortega Díaz, salvarse, evadir la justicia cuando se restituya el estado derecho.

Otro forista no fue tan sutil en su apreciación: “Después de ser útil a la revolución te sacaron como un perro de ella, recuerdo a finales de diciembre del 2017 como comisiones del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) allanó algunas propiedades tuyas en Caracas. No sé qué buscaban, con toda seguridad algo personal tuyo Ramírez, lo que estaban buscando eran evidencias de donde tienes los dólares, los euros y las propiedades Ramírez Carreño, y las te tus compinches, las de tu suegrita”, no obstante, sigues tan campante, como si nada, en contraste surgen otras opiniones: “Recibo información de personas detenidas, presas, “capturadas” en la “lucha contra la corrupción”, que tienen violados sus más básicos derechos humanos, derechos a la defensa, al trato digno, a la presunción de su inocencia. Otros no saben por qué están presos, llevan ya tres años secuestrados y todavía no tienen una acusación firme. Sus hijos, menores de edad, en la calle, porque el Sebin tomó sus casas, violando la Constitución, el derecho a la protección del hogar.”

No sé qué ideología realmente profesas, ni siquiera se te podría llamar hijo de la izquierda comunista, porque “Comunista” es un piropo o un alago de mucho altura, tú y todos en la mentada revolución son una cuerda de choros y ladrones, apoyados por los serviles, arrastrados y chulos cubanos que hundieron al país a niveles insondables, tú Ramírez eres uno de los principales responsables de esa tragedia que hoy nos agobia, pero como no tienes conciencia ni vergüenza has manifestado tu intención de ser candidato a presidencia. ¿Cómo la ven?

Sobre estas alharacas del Ramírez, he de decir, las mentiras tienen patas cortas, por mas cadenas que transmitan por sus medios de “lavado de cerebro” en el peor estilo de nor-Korea, con aquello que llamamos “la metodología del engaño”, que ustedes usaron desde un comienzo, cuando el comandante Chávez mintió a muchos y solo un líder como Carlos Andrés Pérez dijo que Chávez llevaría esto a una dictadura, eso lo dijo en el programa de televisión Primer Plano (https://www.youtube.com/watch?v=uGIubttz8tY. Ante la pregunta de Marcel Granier, “¿pero cuál es la tragedia que usted avizora si gana Chávez?”, respondió: “Una dictadura. Y nosotros sabemos lo que es una dictadura, no habrá ley, no habrá derecho de expresión, las cárceles se abrirán para quienes no estén de acuerdo con este gobierno, no se le permitirá a nadie disentir. Todos los problemas que hoy vemos y queremos acabar, los problemas de corrupción y del poder judicial, se harán más graves aún”. Tenía razón CAP, Chávez llegó al poder y se materializó esa triste realidad, gracias a malandros como el que hoy quiere salvar su pellejo a costa de la mentira, en un afán enfermizo de seguir imponiendo eso que llaman el Socialismo del Siglo XXI.

Cualquier información o sugerencia por mis direcciones electrónicasrobertveraz@hotmail.com  robertveraz@gmail.com  grsndz629@gmail.com   o bien por mí teléfono 0414-071-6704 y asimismo pueden leer esta columna y otras cosas más por la señal en vivo de RCTV INTERNACIONAL en mí página Web:www.robertveraz.galeon.com   ahora mi columna se traduce en Ingléshttp://robertveraz.galeon.com/aficiones2595740.html   y sigan mis comentarios y opiniones por @robertveraz en twitter ¡Hasta la próxima semana, Dios los bendiga!

“Mi conciencia tiene para mí más peso que la opinión de todo el mundo.” Cicerón

Robert Alvarado – grsndz629@gmail.com

No dejes de leer: Salvattore Luccechese renuncia a Voluntad Popular

Comentarios de Facebook

Opinión

Sentencia viciada e inejecutable

Publicado

on

TSJ en el exilio - acn
Compartir
  • 3
    Shares

Sentencia viciada e inejecutable: Por José Luis Centeno S.- La percepción de los venezolanos sobre el TSJ en el exilio, como “nuestra carta más confiable para rescatar la libertad”, está resultando embarazosa. Así lo sugiere un análisis preliminar de la sentencia publicada el 29/10/2018, donde se condena a Nicolás Maduro a 18 años de prisión y a su destitución del cargo.

Mi criterio, desde el punto de vista procesal y legal, es que esa sentencia además de inejecutable, de facto, está viciada de nulidad. Lo que no dudo, es que los hechos de corrupción atribuidos a Maduro son del todo ciertos, representantes de Odebrecht y obras inconclusas lo corroboran; no albergo dudas de que él, Maduro, tiene responsabilidad penal, la cual conlleva a la destitución.

En mi opinión, desde una perspectiva jurídica, el procedimiento relativo a la “Sentencia Definitiva Exp. SP-2018-001” no se hizo de acuerdo a la legalidad venezolana, por tanto, no puede surtir el efecto legal esperado; vale decir, no es posible su ejecución, justamente lo que cuestiono, por ilegal.

En este caso, a los juzgadores les correspondía apartarse del conocimiento del “Exp. SP-2018-001”, decir lo contrario, sería tan desatinado como lo último que Escarra aseguró del encausado. Veamos.

Luisa Ortega Díaz, mucho antes de huir, se declaró enemiga del enjuiciado, manifestó ser perseguida por él, a quien acusó ante el TSJ en el exilio estando inhabilitada para ello, pues no podía ejercer la acción penal contra esa persona a sabiendas de que tiene un problema con ella, que es enemigo suyo, que logró arteramente sacarla del cargo. Se tenía que inhibir.

Supongamos que el cargo que ostenta Ortega Díaz es real, puede tener razón, sin embargo no estaba calificada para acusar legalmente. ¿Por qué? Por la misma animosidad que descalifica a los Magistrados, pues ya emitieron opiniones, confesaron que el  régimen los perseguía, que Maduro es un dictador, causal de que se desprendieran del expediente. No eran los llamados a enjuiciar a Maduro.

Claramente parcializados, los Magistrados y la representación fiscal, tomaron parte en el procedimiento concerniente a la “Sentencia Definitiva Exp. SP-2018-001”. Adicionalmente, la manera como citaron al enemigo manifiesto, carece de credibilidad y validez, se supone debían agotar la vía que establece la Ley. Advierto, decir esto no significa estar defendiendo la posición de Nicolás Maduro.

Para que la sentencia tuviese validez y fuese ejecutada por los organismos internacionales y nacionales, se debió cumplir una formalidad legal que implica la existencia de Sala Plena. En “Notificación al Secretario General de la OEA”, de fecha 06/11/2018, el Magistrado Miguel Angel Martín Tortabú afirma:

“…la Sala Plena de este Alto Tribunal publicó el extenso de la sentencia del juicio criminal seguido al señor Nicolás Maduro”.

¿Cuál Sala Plena? En este caso nunca hubo Sala Plena para iniciar ese procedimiento como debe ser, lo demuestra el análisis de fondo que he venido haciendo desde el primer momento que se constituyó el TSJ en el exilio, cuando dije que todos estos procedimientos no serían más que un saludo a la bandera, huérfanos de legalidad, con los cuales ciertas personas pretenden tapar su realidad, su responsabilidad, haciendo ver al mundo que son defensores de los derechos humanos.

El problema aquí es ¿qué vamos a conseguir con esa sentencia, si ningún organismo internacional y/o nacional se involucra en su ejecución sabiendo que está viciada? El “condenado” o “destituido”, así, entre comillas, puede echar por tierra ese procedimiento, porque esa causa sería posible reponerla, dependiendo el vicio, hasta el estado de citación.

¿Quién lo enjuició? ¿Sus enemigos? Ese es un medio de defensa para reponer esa causa el día de mañana, pues se le debe dar el Derecho a la defensa al condenado, a los fines de que la sentencia surta efecto con fuerza de Ley. En un contexto de vigencia del Estado de Derecho, algo que exigimos a diario, esa sentencia se caería por su propio peso, haciendo imposible su ejecución y eso es lo que cuestiono.

Yo no entro a cuestionar, desde el punto de vista del Derecho, el que la sentencia reúna ciertos requisitos, v. gr.: las verdades sobre los hechos de corrupción, eso no está en discusión. ¿Puede tenerse igual certeza sobre el cumplimiento de todos los pasos legales para que la sentencia tuviese fuerza de Ley? No lo creo.

Mañana, cuando pretendan enjuiciar de verdad a Maduro, en el marco del Estado de Derecho, ” van a decir que esa Sentencia está anulada porque la Fiscal es enemiga de él, los Magistrados se declararon enemigos de él cuando los empezó a perseguir, dirán, hubo predisposición”.

Esto es un estudio preliminar, lo hice sin analizar de fondo esa sentencia. Analizarla, sabiendo que es inejecutable, implica hacer una revisión de puntos importantes para juristas o abogados, para no convalidar estas cosas, porque eso mañana se puede repetir y estaríamos ante el abuso de derecho, ante figuras ilegales que llenaron esa sentencia cuando a tan Alto Tribunal se le pide “res non verba”.

jolcesal@hotmail.com – @jolcesal

No deje de leer: Juicio a Maduro aprobado por TSJ-exilio evaluará AN

Comentarios de Facebook
Seguir Leyendo

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído