La CIDH pide a Panamá que despenalice los delitos contra el honor

0

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) saludó hoy la liberación del periodista holandés Okke Ornstein en Panamá, ocurrida el pasado 23 de diciembre, e instó al Gobierno del país centroamericano a “despenalizar los delitos contra el honor”.

“Como lo demostró el caso del periodista Okke Ornstein, la existencia de los delitos de injurias y calumnias en la legislación panameña sigue representando una preocupación para esta oficina y un riesgo latente para la libertad de expresión y el debate de asuntos de interés público”, indicó hoy en un comunicado la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión de la CIDH.

Ornstein fue arrestado el 15 de noviembre pasado para cumplir una condena de 2012 por calumnia e injuria, en medio de las críticas de organismos de derechos humanos.

El 2 de diciembre, la Relatoría envió una carta al Estado panameño expresando su “preocupación por la condena y detención del periodista por cargos e injuria y calumnia, así como por la imposición de una pena accesoria que le impedía a Ornstein el ejercicio del periodismo”.

El Estado respondió a la comunicación e “informó acerca de los esfuerzos y gestiones emprendidas con el objetivo de garantizar el derecho a la libertad de expresión del periodista, de conformidad con la legislación vigente y sus obligaciones internacionales”.

La Relatoría y el Estado, según el relato de la CIDH, iniciaron un “diálogo positivo sobre la necesidad de avanzar en la adecuación de la legislación interna a los estándares interamericanos”.

La Relatoría, que ha celebrado en el pasado los “avances logrados” por Panamá en materia de libertad de expresión, insta no obstante al Estado “a tomar las medidas necesarias con el fin de ajustar su marco jurídico penal a los estándares interamericanos en materia de libertad de expresión”.

“Bajo la Convención Americana sobre Derechos Humanos no sólo aquellos discursos que se refieran a ‘altos funcionarios públicos’ gozan de especial protección. La circulación de informaciones, opiniones e ideas atinentes al Estado y sobre asuntos de interés público debe ser igualmente amparada por la ley”, recuerda la Relatoría.

La CIDH es un órgano autónomo de la Organización de Estados Americanos (OEA) para derechos humanos y ambas tienen sede en Washington DC.

Fuente: EFE

No comments

Recomendado