Connect with us

Opinión

El padre Ugalde y la defensa de la Constitución

Publicado

on

transición - acn
Compartir
  • 4
    Shares

El padre Ugalde y la defensa de la Constitución: Por: Luis Velázquez Alvaray.- Ante la intención  dictatorial de sustituir abruptamente la Constitución de 1999, -sin atender en lo más mínimo lo que misma Carta Magna expresa-, ha surgido  la siempre valiente voz del Padre Luis Ugalde, para proponer la unificación de todos los sectores políticos, sociales y económicos , e impedir  las pretensiones autocráticas de la pandilla gobernante, que no conforme con violarla como les da la gana, ahora quieren exterminarla, para imponer un adefesio que les dictan desde Cuba, los que verdaderamente gobiernan Venezuela.

Sería importante, que todos los sectores escucharan el llamado desesperado del prestigioso Sacerdote y salieran al paso a estos deletéreos, a los cuáles hay que frenar y hay que hacerlo ya.

Un gran comité nacional se debe formar, en ocasión de conmemorarse el próximo 15 de diciembre un nuevo aniversario del texto Constitucional. Sería importante coordinar esa tarea y nadie mejor para hacerlo que el valeroso ex Rector de la UCAB, junto al resto de la sociedad civil. Un comité que convoque sin banderías partidistas la gran movilización popular, tanto nacional como internacional, para detener el último arponazo del comunismo medieval que nos destruye.

Como en su tiempo Fujimori, la intención de perpetuarse arrastra con lo que sea. Ya es una seguidilla de golpes de Estado lo que se suscita en el país. El topetazo desconoció al Parlamento electo por el pueblo Venezolano, creó una constituyente sin atender a los lineamientos pactados socialmente, y se apropió de las facultades y competencias que la norma atribuye a cada una de las ramas del poder público. Arrebatamiento brusco, quebrando la continuidad Republicana, con medios ilegítimos, sobrepasando con el uso de la fuerza las reglas del derecho.

El Padre Ugalde llama al deber de restauración democrática y bien lo ha recalcado Ledezma, desde el exilio: la bandera que debemos izar es la de artículo 333 de la Carta Magna que se pretende defenestrar. “Esta Constitución no perderá su vigencia si dejaré de observarse por acto de fuerza o por que fuere derogada por cualquier otro medio distinto al previsto en ella”. Como lo reconoce la doctrina y la jurisprudencia, se plantea un mecanismo legítimo de desobediencia civil, que es resistir al régimen usurpador. Esta disposición se vincula con el artículo 138 que declara la ineficacia de toda autoridad usurpada y la nulidad de todos sus actos.

La desobediencia civil, jurando fidelidad a los principios Constitucionales, es un antídoto a las injusticias, que la minoría usurpadora pretende legitimar.

No queda otro camino: o se plantea la lucha unitaria en todos los ámbitos, o pasamos definitivamente y para siempre, a ser una colonia de los Castro y del grupo de fariseos que les secundan.

No deje de leer: Los mensajes de cada país que llevan en su autobús mundialista

Comentarios de Facebook

Opinión

Presos políticos y la usurpación

Publicado

on

Presos políticos -acn
Compartir
  • 1
    Share

Presos políticos y la usurpación:  Por José Luis Centeno S.-  Si alguien sabe de usurpación son los presos políticos. El fraude procesal, hurtar la presunción de inocencia, robar años y perspectivas de vida o quitar la vida misma, en suma, escamotear derechos y garantías, son vulgares modalidades de usurpación que sufren a diario los procesados o condenados por motivaciones políticas.

Con la usurpación, la tendencia es a contar los presos políticos por miles, incluidos niños y niñas, existiendo el riesgo de muertes viles entre ellos, resultado de la profundización de la persecución sistemática en Venezuela, esta vez, simplemente por ejercer el derecho legítimo de manifestar. Nunca antes habíamos llegado a estos extremos. Por tanto, es lógico preocuparse, los presos políticos no escapan al instinto homicida manifiesto impidiendo el ingreso de ayuda humanitaria.

Muchos dicen que con el cese de la usurpación, con el gobierno de transición, viene por añadidura la libertad de los presos políticos, mientras eso ocurre siguen sufriendo atropellos, y por cada día que pasa un preso político en una cárcel venezolana, va teniendo traumas físicos y psicológicos de los cuales jamás va a poder recuperarse, ni porque tenga al mejor terapeuta del mundo. Lo que sufren es terrible, especialmente los militares, de los que poco se habla porque los familiares temen graves desenlaces si lo hacen.

No sólo sufren o padecen torturas psicológicas los presos políticos, también sus familiares, calculando que cada preso político tenga un núcleo familiar mínimo de cinco personas, sin contar tíos, hermanos, primos, amigos, gente igualmente perseguida, son aproximadamente seis mil venezolanos que están siendo torturados psicológicamente a diario con la aprehensión y encarcelamiento por causas políticas.

Bajo usurpación todos los alegatos a favor de los presos políticos, víctimas de la saña revolucionaria, serán válidos en razón de un sistema penal acusatorio convertido en sistema inquisitivo, con el agravante de la corrupción, la negligencia y la metástasis de la inobservancia del Derecho acotada acertadamente por el Dr. Jesús González. Parafraseando a Enrique Aristeguieta, el régimen nunca ha tratado a los presos políticos como adversarios, “sino como enemigos despreciables”.

He podido constatar las torturas y otras calamidades que pasan nuestros presos políticos, con los usurpadores no solo se repiten, van en aumento, cada vez más perversas, satánicas, sería lo apropiado, “el nivel de inventiva de estos demonios es bárbaro… existiendo evidencias de torturas a militares, niños, jóvenes, mujeres y adultos mayores… torturados como en tiempos medievales…”

De la misma forma, soy testigo de cómo los presos políticos con su fortaleza y entereza logran contrarrestar los efectos que buscan producir esas aberraciones en la sociedad venezolana. Es por todo ello que considero imprescindible incluir en la Agenda del Presidente Interino Juan Guaidó la liberación inmediata de todos los encarcelados por sus pensamientos políticos.

Estoy consciente, lo primero es salir del usurpador, a la par, impedir que siga matando o dejando morir a los presos políticos, en el contexto de un genocidio contendido poniendo el énfasis en el ingreso de la ayuda humanitaria, toda vez que la vida de cada uno de ellos y la de sus familiares es tan importante como la de quienes están en riesgo de morir por falta de alimentos o medicinas.

jolcesal@hotmail.com – @jolcesal – jocens@gmail.com -@jolcesal

No deje de leer: Tuberculosis en penal de Tocuyito lleva 10 muertos

Comentarios de Facebook
Seguir Leyendo

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído