Connect with us

Sucesos

Cicpc investiga dos homicidios ocurridos en Valencia y San Joaquín

Publicado

on

Cicpc investiga - acn
Compartir
  • 5
    Shares

El Cicpc investiga dos homicidios que ocurrieron en Valencia y en San Joaquín. Tratan de determinar autores y móviles en  los dos casos.

Uno de los casos es el de Moisés Orlando Carrillo Pineda. Lo localizaron sin vida presentando múltiples heridas por arma de fuego.

Transeúntes que pasaban por el lugar hallaron el cuerpo sin vida y avisaron a los cuerpos policiales. El homicidio de Moisés Orlando Carrillo Pineda se suscitó  en el sector Los Mangos, calle principal del barrio La Florida; en el municipio Miguel Peña de Valencia.

Una de las hipótesis que manejan los cuerpos policiales es que, Carrillo Pineda caminaba por la vía pública cuando lo interceptaron sus victimarios.

Por razones que son investigadas, le dispararon varias veces; heridas de proyectiles que le causaron la muerte en el sitio. Asimismo, las pesquisas indicaran si la víctima andaba sola o acompañada.

Una comisión del Eje Contra Homicidios del Cuerpo  de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, acudió al lugar; luego de colectar evidencias de interés criminalístico removió el cadáver y lo trasladó hasta la morgue.

El Cicpc investiga un femicidio

Como el segundo caso que investiga la policía científica, está un femicidio que ocurrió en el municipio San Joaquín.

A  la mujer la identificaron como Carolet Abreu, de 46 años. Fue herida San Joaquín  y murió en la Ciudad Hospitalaria Dr. Enrique Tejeras (CHET).

Los detectives del Cicpc abrieron las investigaciones para determinar el móvil de este femenicidio; y quién o quiénes son los autores materiales.

Por otra parte, realizan la muerte de un menor de edad, hecho que ocurrió en la avenida Enrique Tejeras.

Lo hallaron sin vida en el interior de un local donde presuntamente pernoctaba después de trabajar. Al parecer, no se visualizó signos de violencia en el sitio donde encontraron el cadáver del adolescente de 17 años.

ACN/EC/redes

No deje de leer: Privados de libertad piloto y copiloto de narcoavioneta

Comentarios de Facebook

Sucesos

Cura pervertido obligaba a migrantes venezolanos a vestirse de mujer

Publicado

on

Pervertido
Compartir
  • 1
    Share

En la audiencia del cura pervertido José Luis Aduén, los migrantes venezolanos confirmaron que los obligaban a vestirse de mujer.

Hace algunos días las autoridades detuvieron en Barranquilla al ex sacerdote anglicano en cuya vivienda regentaba un prostíbulo.  Allí rescataron a siete migrantes venezolanos.

Los dos patrulleros que lideraron el operativo rindieron declaraciones sobre los venezolanos que al parecer explotaban.  Al pervertido cura lo acusan por los delitos de concierto para delinquir y trata de personas.

Ante la juez sexta municipal de Control y Garantías relataron lo que observaron. Dijeron que hacían su patrullaje como cualquier día y de repente apareció un sujeto de nacionalidad venezolana. Acusó a un pervertido sexual.

El migrante los alertó sobre un caso de secuestro de otros paisanos suyos que estarían retenidos contra su voluntad en la vivienda blanca y de rejas del mismo color ubicada en la calle 61N° 23-90.

Pervertido niega acusaciones

Al llegar al inmueble les abrió la puerta José Luis Aduén Uribe, quien dejó entrar a los uniformados. En el interior del inmueble recibieron las denuncias de otros venezolanos que aseguraron que los tenían encerrados obligados a sostener relaciones sexuales entre ellos. Todo ello con el fin de difundir videos a través de una webcam en vivo conectada con personas en diferentes partes del mundo.

La Fiscalía dio a conocer los testimonios de venezolanos que sostienen que fueron explotados sexualmente por Aduén Uribe. En uno de los relatos, uno de los extranjeros afectados denuncia que tenía 90 días de haber llegado a Barranquilla. Comenzó a trabajar en un negocio webcam similar. Luego de un tiempo un amigo le recomendó pasarse para la casa de Los Andes donde le habrían prometido que ganaría un millón 500 mil pesos mensuales. También le habrían prometido remunerarlo con una cédula colombiana falsa. El pago nunca llegó.

“Nos obligaba a trabajar 7 horas diarias y nos decía que debíamos masturbarnos frente a la cámara. También nos obligaba a vestirnos de mujer para satisfacer a los clientes de webcam”, aparece en la denuncia.

También te puede interesar: Hampones vestidos de mendigos desvalijan casas del norte de Valencia

Comentarios de Facebook
Seguir Leyendo

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído